Con sus goles, Mohamed Salah se ha convertido en un icono del mundo árabe. A pesar de que el delantero egipcio prefiere alejarse de la política, el régimen de Al Sisi trata de explotar su figura con fines propagandísticos.

Corría el minuto noventa de partido en Alejandría. El gol de Bouka Moutou clasificaba a la República del Congo y dejaba a Egipto una vez más a las puertas de la copa del mundo. Un gol en el tiempo de descuento era la única esperanza para evitar otra traumática eliminación del combinado nacional y la desolación de un país entero. Pero entones apareció el número diez. En el 94, Mohamed Salah transformó un penalti que clasificaba a la selección egipcia para su primer mundial desde 1990 y que lo encumbraba definitivamente, si no lo estaba ya, al rango de héroe nacional.

La salahmanía se ha desatado en Egipto, donde millones de aficionados al deporte rey se concentran cada semana para ver jugar a su ídolo con la elástica de su club actual, el Liverpool. En murales callejeros, camisetas, un sinfín de objetos, anuncios publicitarios, mercados, plazas, tiendas… su figura es omnipresente en El Cairo y trasciende el mero ámbito nacional: de Marruecos a Irak, también es venerado en el resto del mundo árabe. No en vano, nunca un futbolista árabe llegó tan lejos.

 

Salah egypt

 

Salah Liverpool
Salah celebrado un gol con el Liverpool

 

Salah goles

En la Liga de Inglaterra, Salah ha sumado 32 goles en 36 apariciones con el conjunto de Anfield (un tanto cada 89 minutos), dos más que quien le siguió en la clasificación: Harry Kane, del Tottenham (30).

Además, en la Champions League, el ex del Chelsea suma 10 dianas en 12 partidos(marca una cada 81 minutos). Y en la fase previa de la misma competición había firmado un gol en dos presentaciones. También tiene un gol en su único encuentro de FA Cup.

Así las cosas, Salah registra en la actual campaña un total de 44 goles en 51 partidos, a los que se le podrían añadir 16 asistencias. Su media de gol en general durante el actual curso es de un gol cada 89 minutos.

Faraones modernos: Mohamed Salah
Valora este artículo

Deja un comentario

Cerrar menú
×
×

Carrito